21/09/2016 Una grúa LR 1750/2 de Liebherr cambia un tubo gigantesco

270 toneladas de carga bruta: La pieza antigua cuelga del gancho. A la derecha, la nueva pieza está preparada para su montaje.

270 toneladas de carga bruta: La pieza antigua cuelga del gancho. A la derecha, la nueva pieza está preparada para su montaje.

La nueva grúa sobre orugas LR 1750/2 de Liebherr, propiedad de la empresa Fanger Kran AG, empezó con un trabajo exigente su primer empleo en Suiza central cerca de Lucerna. Cambiando un cilindro con una longitud de 30 metros, la grúa elevó una carga bruta de aproximadamente 270 toneladas. La realización del encargo solamente se pudo terminar mediante el traslado de la grúa bajo carga, teniendo en cuenta el espacio reducido en las instalaciones de producción de un fabricante para productos de madera.

Con la adquisición de esta nueva y fuerte grúa sobre orugas de la clase de las 750 toneladas, la empresa Fanger Kran AG entra en una nueva dimensión de las máquinas de elevación estacionadas en Suiza. Al mismo tiempo, la empresa familiar mantiene una tradición: Fanger presentó ya en el año 1997 con la adquisición de una grúa de Liebherr del tipo LR 1400 la grúa sobre orugas más fuerte de esta época en Suiza. Con esta grúa se realizaron los trabajos de elevación en muchos grandes proyectos suizos, como construcciones de puentes y túneles. La nueva máquina sustituye la grúa antigua que tiene casi veinte años.

El primer empleo de la nueva grúa sobre orugas desafió al equipo de Fanger alrededor del director del proyecto, Josef Waser, con una tarea muy complicada. En un espacio reducido y en poco tiempo hubo que realizar el cambio de un enorme cilindro en las instalaciones de producción de un fabricante de productos de madera. Durante los trabajos hubo que interrumpir la producción en la fábrica, por lo que una realización rápida sin problemas fue extremadamente importante para el cliente.

Antes del desmontaje del cilindro antiguo en la instalación hubo que colocar e instalar una plataforma auxiliar. Después de colocar el tambor de acero de la instalación en esta plataforma, se pudo montar el soporte con un peso de aproximadamente 30 toneladas en la carga. Para poder sacar el gigantesco tubo de la instalación de producción hubo que reducir ligeramente el alcance de 31 metros y elevar la carga con un peso total de 270 toneladas a una altura del gancho de 64 metros. En este momento, las orugas empezaron a moverse lentamente. Mientras que la grúa se trasladó por el trayecto de aproximadamente 15 metros, el enorme cilindro de acero se movió por encima de silos y naves y, a continuación, se bajó.

Para esta tarea, así como para el montaje de la nueva pieza dos días más tarde, la grúa sobre orugas LR 1750/2 estuvo equipada con la cantidad considerable de 575 toneladas de lastre. Solamente el palé colgante de la pluma derrick del contrapeso flotante alcanzó con 360 toneladas casi el máximo valor.