28/05/2019 Trabajos de perforación para el medioambiente: no podemos permitirnos que el ciclo se detenga

  • Recuperación de los recursos hidráulicos para su reutilización
  • 1879 pilotes de cimentación para la ampliación de la planta de tratamiento de aguas residuales

La ampliación de la planta de tratamiento de aguas residuales El Salitre de Bogotá encarna una importante filosofía medioambiental al plantearse la meta de reducir la contaminación del río Bogotá y reutilizar el agua tratada de forma sostenible. Liebherr pone su granito de arena en este proyecto con su LRB 355, que cuenta con la última tecnología de cimentación especial.

La LRB 355 produce 1879 pilotes de cimentación con equipamiento de perforación de desplazamiento completo.

La LRB 355 produce 1879 pilotes de cimentación con equipamiento de perforación de desplazamiento completo.

Sin agua no hay vida. Por ello, y pese a que la Tierra está compuesta por dos tercios de agua, es necesario hacer un uso sensato de este recurso. El proyecto «PTAR Salitre», desarrollado en la capital colombiana de Bogotá, ha interiorizado esta responsabilidad. La ampliación de la planta depuradora El Salitre tiene como objetivo reducir la contaminación del río Bogotá a través del tratamiento de las aguas residuales. El río nace al norte de Bogotá y se convierte en emblema regional cuando, poco después de su paso por El Charquito, se precipita desde una altura de 150 metros en el célebre Salto del Tequendama. Por desgracia, se trata de uno de los ríos más contaminados de Sudamérica.

La población de Bogotá crece a un ritmo vertiginoso, lo que en parte se explica por el acentuado éxodo rural. Alrededor del 75 % de los colombianos viven en ciudades, un desarrollo que implica la necesidad de mejorar significativamente las infraestructuras existentes.

Las aguas residuales de unos dos millones de habitantes del norte y el centro de Bogotá se conducen hasta la planta depuradora El Salitre. La ampliación permite prácticamente duplicar la capacidad de tratamiento de aguas residuales. Uno de los dos proveedores es la empresa local Botero Ingenieros, que utiliza la máquina de hinca y perforación LRB 355 de Liebherr para los trabajos de cimentación y obtiene con ella excelentes resultados.

Al servicio del medioambiente: Botero Ingenieros utiliza la LRB 355 para ampliar El Salitre.

Al servicio del medioambiente: Botero Ingenieros utiliza la LRB 355 para ampliar El Salitre.

Una cuestión de responsabilidad

La LRB 355 produce 1879 pilotes de cimentación con equipamiento de perforación de desplazamiento completo y perfora un total de 62 000 metros lineales en el transcurso de todo el proyecto. Los pilotes tienen un diámetro de 600 mm y alcanzan dimensiones de hasta 31 y 36 m de profundidad. La extraordinaria potencia de la máquina Liebherr permite a Botero Ingenieros completar en tan solo ocho meses las obras iniciadas en marzo de 2018.

Una vez completado el proceso de tratamiento en El Salitre, las aguas residuales se devuelven al río Bogotá. La ampliación de la planta permite reducir los niveles de contaminación para que el río fluya sin problemas y expulse por sí mismo los residuos menores. Gracias a la disminución del impacto medioambiental, el agua puede reutilizarse de forma racional para el pastoreo del ganado o las actividades agrícolas.

Este uso sostenible de los recursos más valiosos nos permite evitar el colapso del ciclo medioambiental y asumir nuestra responsabilidad respecto a las generaciones futuras. ¡Consigamos que el planeta azul siga haciendo honor a su nombre!